“Entre más olor a muerte Dios percibe en un altar, más atraído se siente a ese altar”